"La vida no se mide por las veces que respiras, sino por los momentos que te dejan sin aliento".


miércoles, 9 de febrero de 2011

Exactamente, precisamente en la manera horaria
de las constelaciones y las correspondientes alineaciones intergalacticas
es el día exacto, es el día, este es el día.

Cual es el por qué de que este día me provoca cierta nostalgia
que este día indaga en lo más profundo de mis pensamientos... avergonzándome de ser delatado por mi mismo.
Que este día me trae imágenes que recuerdo difusamente, mintiendoles y admitiendo en el acto que las recuerdo perfectamente.

Este día es uno de mis tantos lutos mentales, uno de esos tantos perfect days que nunca se olvidan.
Ya sea por lo bueno y malo, que subyaga haciéndose predominante
de cada minuto que compusieron esos días, incluso de cada segundo... de tal día.
9.-
de cuando las manecillas del reloj marcaban las 00:00 en punto
para proceder a descansar con el toque del suich penumbrando la habitación
que un gran día me esperaba
que por fin había llegado

que desgraciadamente por fin llegó.




No hay comentarios: